ECONOMíA

6to Aporte al programa de gobierno: Proceso de privatizaciones:



 

 

Las innumerables empresas que han sido expoliadas en los últimos anos por el Estado, en su mayoría si no en su totalidad, generan inmensas pérdidas que son asumidas por el gobierno, (ejemplos insignia de esta situación estan representados en Banco Industrial y Electricidad de Caracas) En uno ha tenido que reponer capital en mas de una oportunidad, en la otra, me remito a sus resultados operativos.
Se hace imprescindible “devolver” estas empresas al sector privado -preferiblemente nacionales- y de haber nuevos inversores Nacionales y/o extranjeros, asignárlas por licitaciones publicas, en las que sea mandatario la demostración del origen de sus capitales. Dando así, en igualdad de condiciones, oportunidad al sector privado de invertir en las áreas en las que decidan arriesgar sus capitales.
Para ello, el gobierno deberá determinar la modalidad de inversión y/o de asociación para evitar exacerbar sentimientos “nacionalis-toides”.
Para refundar la economía del país; que hoy día gracias a la ola de estatizaciones (expoliaciones) durante los 12 años de mandato (sic) de Hugo Chávez, importa desde las caraotas hasta la sal con que cocinamos, pasando por la electricidad para hacerlas, es imprescindible asumir un nuevo modelo de desarrollo cuya “política económica”, partiendo de supuestos lo suficientemente buenos, dé preferencia a aquellas áreas en las que el país tenga VERDERAS ventajas comparativas.
Hoy en Venezuela importamos rubros que antaño eran súper habitarios, fincas que eran centros de excelencia y modelos de producción agrícola fueron expoliados y se han vuelto improductivos, o han sido abandonados.
Para recuperar nuestra economía debemos de implementar un modelo económico más pragmático y ecléctico, que suponga una verdadera aproximación a nuestra realidad económica que no implique un simple método de asignación de recursos. Debemos implementar una estrategia que entre otras posibilidades inserte la variable de reconversión de deuda en la recuperación operativa de las empresas publicas susceptibles de ser reprivatizadas.
Esta estrategia también podría ser utilizada en determinados sectores de la economía privada que han sido abandonados por su anteriores propietarios pero cuyas las plantas físicas aun existan. Llegado el momento habrá que establecerlo.
La devolución, venta o reconversión, lo mas inmediatamente posible, de todas aquellas empresas privadas; de capital nacional o extranjero puede apuntalarse con una serie de beneficios e incentivos fiscales que faciliten su traspaso y recuperación y que las vuelva apetecibles a los inversores.
Acudiendo al mecanismo de la concertación, es de suma importancia hacer entender a los ciudadanos, a los empresarios Nacionales y extranjeros que inviertan en el país, que de ninguna manera se volverá a caer en el esquema proteccionista del pasado. Para ello el Estado debe desarrollar políticas puntuales que les permita competir con los productos importados en igualdad de condiciones y en aquellos rubros, que no son pocos, donde tengamos ventajas reales comparativas implementar una estrategia de incentivos transaccionales y fiscales que facilite su exportación y posicionamiento en los mercados internacionales.
Para coadyuvar al éxito del proceso de (re)privatizaciones se podría contemplar la concurrencia de los trabajadores a la composición accionária vía pasivo laboral o la venta accionária preferencial directa, en condiciones ventajosas si el trabajador lo deseare intervenir en el; proceso. De esta manera se aseguraría una mejora notable en la productividad de las empresas y un acercamiento al escabroso concepto de responsabilidad social. El cual por cierto no es competencia exclusiva de las empresas privadas o del Estado, también lo es de los trabajadores y esto no lo han comprendido así ningunas de las partes.
Amanecerá y Veremos.
Rómulo E. Lander Hoffmann

Jul. 2011


 

TOPE DE PAGINA